La Corte de Cuentas de la República reveló una serie de irregularidades que habría cometido el alcalde de San Salvador, Ernesto Muyshondt, según una auditoría que dio a conocer Diario El Salvador.

El informe contralor señala falta de colaboración para entregar información financiera, incumplimiento de convenio, violación al Código Municipal, señalamientos por el manejo de la caja chica y fraccionamiento de las compras para no hacer licitación pública como las irregularidades detectadas por la Corte de Cuentas de la República (CCR) al Comité de Festejos de la alcaldía de San Salvador.

El Comité de Festejos de San Salvador acordó, 8 de junio de 2018, no cobrarle a la empresa Eminsa S.A de C.V., propietaria de Play Land Park, la instalación de los juegos mecánicos en las instalaciones externas del Estadio Cuscatlán, a cambio que entregara 23,000 boletos de cortesía para ser “distribuidos de manera gratuita entre comunidades, escuelas y población en general de recursos económicos”, señaló la investigación de Diario El Salvador.

Sin embargo, la auditoría de la CCR detectó que esos $23,000 nunca llegaron a las personas de escasos recursos económicos, sino que el Comité de Festejos acordó que fueron entregados al despacho del alcalde de San Salvador Ernesto Muyshondt para que “fueran distribuidos a las dependencias de la alcaldía municipal de San Salvador”. Por lo tanto, la CCR determinó que el “proceso de distribución de los tickets de cortesía no fue transparente ni confiable”.

La auditoría de la CCR evidencia la violación a la Ley de Adquisiciones y Contrataciones de la Administración Pública (Lacap), porque el Comité de Festejos fraccionó la adquisición de bienes y servicios, con similares características y de igual naturaleza, para adquirirlos por libre gestión y no por licitación pública.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.